Miércoles, 24 Julio 2019 17:12

50 años después, Goodyear va a volver a la luna

Rate this item
(1 Vote)

10, 9, 8, 7, 6, 5, 4, 3, 2, 1, ¡Cero! Goodyear va a volver a la luna para innovar en los neumáticos que usamos día tras día.

Después de 50 años, el fabricante de neumáticos Goodyear va a volver al espacio, cuando el SpaceX CRS-18 se dirija a la Estación Espacial Internacional con el experimento de la marca, que estudiará la formación de partículas sílice.

SpaceX tiene como objetivo este miércoles 24 de julio el lanzamiento de su decimoctava misión de Servicios de Reabastecimiento Comercial (CRS-18) a las 6:24 pm EDT, o 22:24 UTC, desde el Space Launch Complex 40 (SLC-40) en la Estación de la Fuerza Aérea de Cabo Cañaveral Florida Dragon se separará de la segunda etapa de Falcon 9 aproximadamente nueve minutos después del despegue y se conectará a la estación espacial el viernes 26 de julio.

Con la información que se recopile tras el experimento, los ingenieros y los científicos de Goodyear podrán determinar si las partículas separadas de sílice precipitadas se pueden aplicar en los neumáticos para mejorar su rendimiento.

"Goodyear literalmente ha ido a la luna y ha regresado para mejorar aún más el rendimiento de los neumáticos y poder satisfacer al máximo a los consumidores", ha declarado Chris Helsel, Director de Tecnología de Goodyear. "La exploración espacial nos ha inspirado para seguir innovando, y en Goodyear, estamos orgullosos de nuestro legado, que a día de hoy, continúa con este experimento en la microgravedad del espacio", concluye.

Los astronautas de la Estación Espacial Internacional realizarán el experimento de sílice preparado por Goodyear y, por otro lado, los científicos de la compañía realizarán el mismo experimento desde la Tierra para comparar los resultados de la investigación espacial con aquellos realizados en los laboratorios de la Tierra.

Primer viaje a la luna

En el verano 1969, Goodyear dotó a la nave espacial Apolo 11 de productos esenciales. Los frenos de la marca ayudaron a los misiles a colocarse en las plataformas de lanzamiento; un sistema de “purga y acondicionamiento” de Goodyear ayudó a los motores a hacer circular nitrógeno, oxígeno e hidrógeno. El marco de la ventana del módulo de control también fue fabricado por Goodyear, al igual que el panel en el que se montaron los instrumentos de aterrizaje.

Cuando la nave Apolo 11 cayó al océano al regresar a la Tierra, la cápsula se mantuvo en posición vertical gracias a los flotadores de Goodyear, de esta forma, los astronautas pudieron arrastrarse hasta las balsas de recuperación.

Los astronautas de la nave utilizaron también un pequeño vehículo para transportar la mercancía que necesitaban, el cual llevaba incorporados neumáticos de 16 pulgadas proporcionados por la marca.

www.sadecocoslada.com

 

 

Fuentes:

 

Goodyear

www.europneus.es

 

 

Last modified on Miércoles, 24 Julio 2019 17:32

Contacta con nosotros

Enviando este formulario, usted acepta nuestra politica de privacidad.
captcha
Recargar